imagen
  • TEMAS DEL DÍA:
| 02/11/2019

El centro juninense se vistió de verde

El Día del Hincha de Sarmiento se festejó el viernes con una gran congregación del pueblo Verdolaga que saltó y festejó su momento.

Por Redacción

Conforme se iba yendo la claridad del día iban llegando los hinchas de Sarmiento a la Fuente del Milenio. Ese fue el lugar elegido, al igual que en la primera celebración, para festejar este Primero de noviembre el Día del Hincha de Sarmiento. 

Desde las 19 horas comenzaron a aparecer las camisetas, banderas, gorros y cualquier cosa que tuviera verde. Los y las  portadores y portadoras aparecían de todos lados y más cerca de las 20 horas con una intensidad que terminó por colmar la fuente. Alguien que reconocía a su compañero de la tribuna, otros que recordaban algún partido de visitante en fotos amarillas, un viaje a tierras lejanas, la odisea de Tucumán y, cómo no, las últimas finales perdidas. De las buenas y de las malas, todo les sirvió para darse un abrazo y celebrar su día. Ese día que ya era de noche pero que se iluminó con los fuegos artificiales y que tuvo el sonido de "la percusión" de fondo.

Y finalmente la caravana comenzó con un denominador común: muchas familias acompañando esta gran iniciativa del Movimiento Social y Cultural Sarmientista. El descenso por Saenz Peña se inició al ritmo de la canción "voy a donde juegues, voy a todos lados.." y un río de color verde colmó más de una cuadra andando hacia Avenida Arias. En cada esquina la procesión se detenía para cantar y festejar, pero la parada más importante fue en el cruce con Hipólito Yrigoyen. Allí sonó el hit "la banda más loca de todas es la del Eva Perón", mientras la clásica bandera "La Barra del Cemento" colgaba de lo más alto.

Doblando en Arias con dirección a la Municipalidad ya se advertía el color de las luces verdes del palacio y fue el tiempo de "A vos que no estás en las malas, que en las buenas aparecés..." seguida por el clásico "Y dale, dale, dale, dale, dale, dale, Verde..." ya en la puerta de la casa de los juninenses para luego emprender el regreso por Avenida Rivadavia, también con intervalos en las esquinas.

La muchedumbre volvió a retomar San Martín para finalizar con los trapos, los distintivos verdes y el sonido más lindo de todos: la música del pueblo verdolaga que celebró por segunda vez en su historia el Día del Hincha de Sarmiento.

 

¿TE GUSTÓ LA NOTA?
TAGS
COMENTARIOS