imagen
| 18/03/2020

Horacio Martignoni habló de la suspensión del partido

El dirigente del Verde fue entrevistado por Radio Nihuil y sostuvo que “no hubiera cambiado nada si el partido se hubiese jugado”.

Por Redacción

Un día frenético vivió la delegación de Sarmiento de Junín en Mendoza esperando saber si el partido ante Gimnasia y Esgrima se iba a disputar o no.

El derrotero arrancó el día anterior pero no solo tuvo llamadas telefónicas en el hotel donde los jugadores esperaban las directivas de Futbolistas Argentinos Agremiados en Buenos Aires; sino que continuó el mismo martes luego de conocerse, dos horas antes del partido, que el Gobernador de Mendoza, Rodolfo Suárez, decretara el cierre del Parque San Martín, lo que impidió la llegada al Estadio Víctor Legrotaglie del plantel cuando incluso ya se encontraban allí los responsables de la utilería y el equipo local. Mientras tanto, Horacio Martignoni, representante del Verde en AFA, hablaba con el presidente, Claudio Tapia, para saber si era posible revertir la situación debido a que el plantel ya había hecho todo lo más riesgoso que fue viajar hacia Mendoza y permanecer en el hotel desde el lunes; sin embargo la decisión fue irrevocable y el partido no se jugó.

Horas más tarde, el vicepresidente, fue entrevistado por el programa Ovación 90 de Radio Nihuil y explicó: "Es muy difícil el momento que estamos pasando. "A pesar de la circunstancia que atraviesa el país, acá estamos. Hay una epidemia declarada y con emergencia a nivel nacional, lo menos importante es un partido de fútbol en estos momentos”.

En relación a la suspensión del partido aclaró: "Sentimos que no hubiera cambiado nada que el partido se juegue. Teníamos la utilería lista en el vestuario y los jugadores estaban para salir para la cancha. Imagino que el Gobierno de Mendoza habrá tenido una razón valedera para declarar que no se podía jugar el encuentro", añadió.

"Lamentablemente nos tocó vivir esta situación a nosotros. Desde nuestra función dirigencial del fútbol tenemos que acatar lo que digan desde los Ministerios de Deportes y Salud. No tenemos conocimientos en materia de salud pública para saber si el fútbol se tiene que jugar o no", reconoció.

Por último, sostuvo que “sería egoísta pensar que a mí me gusta que juegue el club porque nosotros mantenemos familias, pero si esto implica un riesgo para la salud pública tenemos que acatar lo que digan las autoridades del país".

 

Fuente: diariouno.com.ar

¿TE GUSTÓ LA NOTA?
TAGS
COMENTARIOS