imagen
  • TEMAS DEL DÍA:
| 21/11/2019

Responsabilizan a dos funcionarias educativas macristas por someter durante tres horas a alumnos de la EP 47 a condiciones inhumanas en el día de mayor calor

La inspectora del establecimiento y la jefa distrital se negaron a permitir que alumnos y docentes dejaran la escuela a pesar de no contar con luz y agua en la jornada de mayor calor de la Primavera 2019. No habían tomado medidas preventivas ante un corte programado de EDEN. Finalmente tuvieron que ceder ante las fuertes presiones de los docentes y sindicales.

Por Redacción

Este miércoles, el día más caluroso de la Primavera 2019, alumnos y docentes de la Escuela Primaria 47 -que funciona en el edificio de la ex Escuela Normal- debieron estar sin luz y sin agua, ya que se registró un corte programado de interrupción del servicio educativo, pero a pesar de estar notificados la inspectora de primaria Inés Quintero y la inspectora distrital Alejandra Fariña no suspendieron las clases, pero finalmente debieron ceder ante los reclamos y presiones.

La titular de UDOCBA seccional Junín, Cecilia Paolizzi, contó a JUNINDIGITAL que ante el corte programado de luz, "trajo aparejado que no había agua en el establecimiento educativo ero nadie quería suspender las clases, ni la inspectora Inés Quintero ni la jefa distrital Alejandra Fariña. Cuando se las consultó, dijeron que no se suspendían las clases".

Agregó que ante la presión docente ya que alertaban que era inhumano seguir con las actividades en esas condiciones, suspendieron las clases para los alumnos pero los docentes debieron seguir en el establecimiento educativo hasta que tras nuevos reclamos Quintero y Fariña decicieron suspender también las actividades para el personal de la Escuela Primaria 47 ya que "estábamos ante condiciones inhumanas porque había 37 grados de calor pero sin luz ni agua", dijo Paolizzi a este portal digital informativo.

La dirigente sindical señaló que "todo esto está relacionado con las decisiones y actitudes que ha tenido este gobierno de Cambiemos en estos cuatro años que le ha importado nada la educación, porque ante un corte programado la medida de suspensión de actividades debía haber sido tomada el día anterior o apenas se enteraron que se iba a registrar la interrupción del servicio y que iba a generar que no tuviéramos luz ni agua en el establecimiento educativo, primero por los nenes que estuvieron expuestos ante una situación de vulnerabilidad total, donde no se les respetaron los derechos de condiciones dignas de poder estar en una escuela, sumado a las temperaturas que se iban a registrar hoy".

"No se puede tener a nenes de entre 6 y 12 años, durante tres horas, sin luz ni agua, con ventiladores que no funcionan, con posibilidades de que se presentasen situaciones problemáticas ante una eventual descompensación de un alumno, sin recursos para poder llamar, sin nadie que nos pueda dar una solución y luego la responsabilidad es de los docentes, cuando hay autoridades y un protocolo para seguir ante estas eventualidades y existe la normativa para poder suspender las clases", señaló la titular de la seccional Junín de UDOCBA.

Ante esta situación planteada, "la directora llamó a la inspectora que en este caso es Inés Quintero quien sugirió no suspender las clases y minutos después se habló con la jefa distriotal, Alejandra Fariña, siguió con la misma línea de no suspender las clases. Pero la responsabilidad es de los directivos y de los docentes si a los niños les sucede algo por estar en las condiciones que estaban".

¿TE GUSTÓ LA NOTA?
TAGS
COMENTARIOS