imagen
  • TEMAS DEL DÍA:
| 27/01/2021

Análisis del INTA Junín sobre la incidencia climática actual en cultivos: "Es un período de sequía que se está atravesando y se está sintiendo"

"Bajos que en los últimos diez años tuvieron agua, hoy están prácticamente secos", graficó el titular de la agencia INTA Junín ingeniero Alejandro Gabriel Signorilli en diálogo con JUNINDIGITAL. La incidencia en los cultivos. En cuanto a lo que se viene, el especialista indicó que uno de los pronósticos que maneja INTA a corto plazo es que esta semana es con mucha inestabilidad, con humedad en el ambiente y se generarán precipitaciones aisladas, no frentes de tormentas importantes, pero sí formaciones más localizadas.

Por Redacción

2021 es un año afectado por el fenómeno climático conocido como "La Niña", generando lluvias y humedad por debajo del promedio, pero no al extremo. Este fenómeno ya viene desde el año pasado cuando la complicación con la falta de agua estuvo en invierno en el sudeste de Córdoba y de Santa Fe

En un análisis de la situación del sector agropecuario y la incidencia climática en la producción agraria, el titular del INTA Junín, ingeniero Alejandro Gabriel Signorelli (todo de la izquierda), destacó a JUNINDIGITAL que "durante 2020 y en este 2021 transcurre el fenómeno conocido como "La Niña" que genera menor precipitaciones en la región pampeana, mientras que otros lugares del mundo provoca que llueva más, como por ejemplo en Australia. Esa es una variación climática interanual. Hay años que llueve menos, otros son neutros y en otro está "El Niño" donde llueve más, provocando distintas incidencias".

En su análisis agregó Signorelli que "particularmente el 2020 al igual que 2019, fueron años secos y eso se ve que en algunas zonas desde abril a octubre, casi 220 días sin lluvias y si se cuenta de abril hasta ahora podemos contar entre cinco y diez días de lluvia, cuando en una situación normal se da una lluvia cada quince días, especialmente en primavera. Arrancó mal para lo que fue la siembra de los cultivos de invierno. Durante junio, julio y agosto, se sembró con un suelo seco. Si bien las napas están altas y en profundidad encontramos agua hasta tres metros, los cultivos suelen explorar hasta casi dos metros, pero para el inicio necesitan de la lluvia".

"Después-agregó- se fueron sucediendo algunas buenas lluvias en primavera que originaron que los cultivos, trigo y cebada, puedan salir adelante y no fue una campaña mala. Se dieron dos o tres lluvias en primavera, en momentos claves que hicieron que el cultivo pueda salir adelante".

Mencionó que ya en primavera, con la siembra temprana de maíz y posteriormente en soja, la situación se volvió más complicada, sobre todo a principios de enero cuando se da la floración del maíz "y es -detalló- el período más crítico porque es cuando se define el rendimiento. En ese momento hubo algunos problemas, la polinización no se dió como se debía y esto producirá una merma en el rendimiento de la zona".

"Estamos esperando lluvia para fortalecer todo lo que es la soja tardía, la soja de segunda, que necesita agua y es la que se siembra en los lotes donde hubo trigo. Lo que se vio afectado en el momento de la floración del maíz, incidirá en los rendimientos. El trigo salió adelante, la soja de primera está bien y la soja de segunda está esperando un par de lluvias más", especificó el titular de la agencia INTA Junín que comprende Vedia, General Arenales, Junín, General Viamonte, Chacabuco y Salto.

Agregó el ingeniero Signorelli que "si bien hubo lluvias en la zona, hace falta mucha más agua y eso se ve cuando se recorren las rutas y los campos, donde se ven ríos que se están secando. El Canal de las Horquetas, en Leandro N. Alem, está casi cerca, las lagunas de Vedia tienen poca agua y en la de Gómez, en Junín, apareció la playa que hacía muchos años que no se veía. Bajos que en los últimos diez años tuvieron agua, hoy están prácticamente secos".

"Es un período de sequía que se está atravesando y se está sintiendo", señaló el funcionario del INTA Junín mencionando que "se da después de varios años de lluvia donde "El Niño"estuvo muy pronto, entre los años 2016, 2017 y 2018, cuando se sucedieron las últimas grandes inundaciones en la zona que generaron buenas condiciones en las napas y una vez que el cultivo afianza y enraiza bien, se puede aprovechar ya el agua superficial", indicó.

PERSPECTIVAS Y CONDICIONES CLIMATICAS

En cuanto a lo que se viene, el especialista indicó que uno de los pronósticos que maneja INTA a corto plazo es que esta semana es con mucha inestabilidad, con humedad en el ambiente y se generarán precipitaciones aisladas, no frentes de tormentas importantes, pero sí formaciones más localizadas como se dio el lunes último, donde se sucedieron precipitaciones y hasta granizo en algunos lados.

Eso se dio en el distrito de Junín, donde en la localidad de Agustín Roca se abatió una tormenta de lluvia y granizo pero en la ciudad de Junín no se registraron precipitaciones.

En cuanto a las próximas semanas, de acuerdo a los registros térmicos del Pacífico, que van definiendo los fenómenos de "La Niña" y "El Niño", generan predicciones de que continuará "La Niña" es decir, precipitaciones por debajo de lo normal.

"Esto no quiere decir que habrá sequía extrema-aclaró el ingeniero Signorelli- sino que si en la zona llueven entre 900 y mil milímetros promedio, se podrá registrar un promedio de 700 a 800 milímetros y más espaciadas, no tan frecuentes como sería en un tiempo normal".

Está pronosticada lluvias en forma local y dispersas en la región que podrían ayudar a los cultivos de soja de segunda y maíces "para que terminen de definir el rendimiento y llenado de granos donde se van generando las situaciones para finalizar el componente de rendimiento del cultivo".

INCIDENCIAS EN LOS RINDES

Estimó el titular de la Agencia Junín del INTA que esta situación climática descrita, "va a tener incidencia en el maíz temprano y cultivos de segundo, maíz tardío y soja de segunda, dependiendo del desenvolvimiento en febrero y marzo. No tanto en soja y trigo que no se verán afectados en sus rendimientos. La campaña de fina fue muy buena con rendimientos muy buenos y no hubo pérdidas y no hubo pérdidas de lotes por sequía, pero en lotes d emaíz hay plantas que no se han desarrollado, todo el período de la primera quincena de enero hubo fuertes calores y eso también afecta a la fertilidad del polen que anda dando vuelta",

Hizo nota que "durante fines de diciembre y enero hubo amplitud térmica. Hacía mucho calor durante el día y a la noche bajaba y eso favorecía al cultivo. Habrá un menor rendimiento de maíz y soja de segunda, no así en soja de primera que es un cultivo que resiste mucho más y puede crecer y producir en un margen mucho más chico de precipitaciones", detalló.

HERRAMIENTAS PARA HACER FRENTE A SITUACIONES DE SEQUIA

Consideró el ingeniero Signorelli que esta no es una zona que se caracterice por riego artificial como puede suceder en el sudeste o sur bonaerense. "En los últimos diez o veinte años las precipitaciones han ido en aumento y no es una zona que se caracterice por el riego artificial. A diferencia de eso, existe el doble cultivo por la gran cantidad de precipitaciones".

"Las herramientas que tiene el productor -añadió- siempre va a ser el manejo que haga en el lote. Aquellos lotes que tuvieron una buena cobertura del suelo, no han hecho labranza sino que vienen trabajando con un sistema de siembra directa, con rotaciones, van a tener mejor humedad o mejor capacidad de almacenaje de agua frente a otros lotes donde no han trabajado de la misma manera".

"Siempre es importante estar atento a los pronósticos y hacer una planificación anual o bianual, dependiendo de los años. No siempre pasamos de una Niña a un Niño enseguida sino como se ven las tendencias desde 2013 a 2014 fueron secos, 2015 fue neutro y despues 2016, 2017 y 2018 fueron bastante húmedos, mientras que 2019, 2020 y 2021 van a ser secos. Es una variación que se va dando entre años como también agrupados de dos a tres años. Es fundamental trabajar bien los lotes y mantener la cobertura de los suelos y todo eso ayudará a bajar los riesgos", destacó.

Por último mencionó que el organismo dispone de sitios para consultardatos climáticos como radar.inta.gob.ar (hacer clik aca) con los datos aportados por INTA Pergamino y La Pampa permiten monitorear las tormentas en tiempo real y siga2.inta.gob.ar (hacer clik aca) donde están on line todas las estaciones meteorológicas del país, donde el productor puede acceder y visualizar en tiempo real las precipitaciones y registros de lluvia, viento y temperatura.

¿TE GUSTÓ LA NOTA?
TAGS
COMENTARIOS